Google+ Followers

lunes, 26 de septiembre de 2016

“Frente Amplio” dividido y quebrado como lo advertimos. Marco Arana y Verónica Mendoza, han demostrado que no están para las ligas mayores de la política nacional, se pelearon y se troncharon antes de nada y por nada y para nada


“Frente Amplio” dividido y quebrado como lo advertimos. Marco Arana y Verónica Mendoza, han demostrado que no están para las ligas mayores de la política nacional, se pelearon y se troncharon antes de nada y por nada y para nada. Mi artículo en el portal madrileño @Neupic para el mundo



Frente Amplio dividido y quebrado como lo advertimos

Marco Arana y Verónica Mendoza, han demostrado que no están para las ligas mayores de la política nacional, se pelearon y se troncharon antes de nada y por nada y para nada





Hace unos minutos que ha terminado el sonado Congreso Nacional del Frente Amplio (FA) en Lima, con Verónika Mendoza (VM) como su máxima lideresa, anunciándose como gran acuerdo, el de buscar su inscripción propia como partido político, a fin de participar en las próximas elecciones generales nacionales, o sea, se cumplió exacta y milimétricamente lo que este modesto servidor les anunció en otro de mis análisis político y que corre por ante este mismo portal madrileño, cuando expresé: El FA ya fue, nació fallido y fallado y solamente faltaba un simple escupitajo, para que se caiga cual débil castillo de naipes; palabras más o palabras menos, poses rojetes más o poses izquierdozas menos, es simplemente: la dura, patética y sempiterna realidad y tradición de la llamada izquierda o izquierdas en el Perú.

Por más que quieran ocultar su orfandad, su precariedad y su miseria política, actual y presentista, no logran sorprender a los que conocemos bien de política y hace años y además somos científicos sociales de la política. El FA nació mal y peor; mezquindades y mediocridades a granel, no hacen una sola pizca de integridad y veracidad y racionalidad políticas. En buen romance: les falta cerebro, les falta neuronas, les falta estrategas, les falta sentido común, así de sencillo y de fácil. Así que, por más que digan que desarrollarán un Consejo Nacional y una Conferencia Nacional, para el 3 y 4 de diciembre del presente año, a fin de definir todos los plazos de la supuesta implementación partidaria, pues eso es solamente, prolongar agónicamente, el canto de cisne y las lágrimas del cocodrilo: el mal y el cáncer y el virus, lo llevan dentro.

Y como muestra de su irracionalidad y de sus delirios, rayanos en la locura colectiva, afirman que pretenden obtener la inscripción propia, para impulsar una Asamblea Constituyente, en el marco de una comunicación estrecha con las bases. Ni siquiera saben si tienen los millones de soles necesarios para ello, ni siquiera saben si se van a inscribir, ni siquiera saben cuántos años se van a demorar en ello, pero ya están ilusamente fijando objetivos políticos, que pueden variar hacia arriba y hacia abajo, con toda facilidad y normalidad y regularidad, en un país como el nuestro, donde nada es fijo ni seguro ni duradero en materia de política. Ello denota como siempre, falta de sentido común mínimo y elemental; ello denota como siempre también: infantilismo puro y duro, de la vieja y la nueva izquierda o izquierdas. Sin novedad en el frente.

Por su lado, el curita Marco Arana (MA), dueño de la única y solitaria alfombra partidaria y legal del FA, vía su partido Tierra y Libertad (TyL), por cierto, que no fue tonto y no participó del apresurado e inoportuno y atropellado Congreso Nacional del FA bajo comentario, obviamente que, con la sonrisa de oreja a oreja, MA afirmó que su partido TyL, va a realizar un análisis de los acuerdos que se adopten en el Congreso de marras, el mismo que jaló de las narices VM y sus acólitos de la siniestra. En buen romance, el vocero parlamentario del FA y jefe y dueño del único partido inscrito del FA, el curita MA les ha dicho: hagan todos los congresos nacionales que quieran, yo no abriré los padrones de mi partido, para que se aúpen fácilmente, a fin que mangoneen, ordenen y hagan y deshagan sobre mi cabeza y sobre mi obra y sudor y esfuerzos.

División y altanería, ambiciones y mezquindades liliputienses, enanismo mental monumental, tanto por un lado, como por el otro: VM ha demostrado que no tiene muñeca política, que no tiene experiencia de manejo partidario, que no tiene olfato ni neurona buena. MA ha demostrado que es prepotente, altanero, ególatra e infantil. Vale decir y en buen romance, que tanto VM como MA no están para las grandes ligas; VM como MA están en pañales políticos y la derecha se ríe a carcajadas de ellos; la derecha como siempre, usará sus odios y fobias liliputienses y rojetes; la derecha los seguirá manipulando y dividiendo y usando como siempre lo han hecho. Sin novedad en el frente.

Para empezar, MA no tenía necesidad de ponerse mezquino con su partido, simplemente debió sumarse a los locos y estériles esfuerzos de VM por querer consolidarse como candidata presidencial antes de tiempo, MA sagazmente debió buscar ganar adeptos y voluntades e imagen positiva, dentro del conglomerado ajeno a su partido TyL y que conforma el FA, era la regla mínima de sentido común; MA debió ser más zorro y cazurro y esperar el momento oportuno, en que por la propia inexperiencia de VM caiga en el descrédito y en el ahogo y por su propio peso partidario y de suma de amigos y simpatizantes del FA hacerse del liderazgo que tanta falta le hace; pero no, pero no pues, MA como un bebe de pecho, llora por su biberón; como un niño malcriado, hace berrinche para que no le toquen sus juguetes: patético.


En cuanto a VM, nunca debió convocar a un Congreso Nacional con MA y TyL apartados y en la otra orilla; fue un grave error, sola se puso la soga al cuello; le faltó tacto y astucia políticas. VM no sabe lo que es paciencia y perspicacia. VM debió esperar los errores de MA como vocero parlamentario y en medio de grandes y graves problemas nacionales que tenemos al frente. VM debió dejar que MA tire la primera piedra a ojos de la opinión pública y del FA y luego ir ajustando cinchas de a pocos, hasta llevarlo al Congreso Nacional del FA y ahí darle el batacazo necesario, efectivo y oportuno. Repito: VM y MA no están para las grandes ligas.

Un simple comentario: Ni el mismo FA, ni los hijos del FA, ni los entenados del FA, ni los sobrevivientes del FA, tienen futuro; mientras existan grupúsculos y grupetes; mientras existan colectivos aquí y acullá; mientras existan movimientos y agrupaciones fagocitados y testarudos, etc., así y con esa fórmula, nunca llegarán a nada de nada. Todos quieren ser generales; todos quieren ser y mandar y opinar y ordenar; todos quieren figurar y figuretear; todos se creen 'revolucionarios' y 'combativos' y 'antimperialistas' y 'consecuentes' y demás palabrejas, muy propias del rojerío común y ordinario. El ciempiés avanza y se alimenta y sobrevive y es temible, porque tiene muchas patas o ciempiés, pero una sola columna poderosa y flexible y vital. Lo dejo ahí.