Google+ Followers

martes, 4 de octubre de 2016

Gillespie y Eldridge: grandes estrellas trompetísticas, post Armstrong. Armstrong, la leyenda y el mito, fallece sobre inmenso mar de gloria y reverencia a su legado, sus seguidores continuaron su excepcional escuela. Historia del Jazz. Parte XVIII





Gillespie y Eldridge: grandes estrellas trompetísticas, post Armstrong



Armstrong, la leyenda y el mito, fallece sobre inmenso mar de gloria y reverencia a su legado, sus seguidores continuaron su excepcional escuela. Historia del Jazz. Parte XVIII



Por:    Jaime Del Castillo Jaramillo








Louis Armstrong enseñó con el ejemplo musical y sobre todo, enseñó con sus grandes éxitos discográficos, que el camino hacia la fama se puede lograr con mucho esfuerzo, pero sobre todo, con estilo propio, distintivo y original; obviamente, que los demás músicos y cantantes de jazz, aprendieron inmediatamente la lección y se esforzaron cada uno de ellos, en lograr la excelencia en la interpretación instrumental (característica que siempre distinguirá al jazz norteamericano en adelante), mientras que los cantantes, pondrían toda su dedicación, en tratar de obtener su estilo propio, por cierto, distintivo y sobre todo, de calidad interpretativa; esas fueron las principales enseñanzas musicales que corrieron sobre los poderosos rieles artísticos que sentó Armstrong para el jazz posterior, enseñanzas que se siguieron a pie juntillas, por los aspirantes a músicos jazzísticos, por ello mismo, el jazz norteamericano se difundió en todo el universo sentando escuela de calidad y excelencia y originalidad.





Cuando ya culminaban los años 20’ del siglo pasado, los trompetistas afanosa y esforzadamente buscaban y buscaban encontrar su propio estilo, que los convirtiera en virtuosos del metal y siempre según las enseñanzas de Satchmo, por ejemplo, son destacables las grabaciones y el estilo trompetístico de Jabbo Smith o Cladys Smith (24/12/1908, Pembroke, Georgia -
16/1/1991) y Henry “Red” Allen, (Algiers, Luisiana, 7/1/1908 - Nueva York, 17/4/1967) se puede decir que son acabadas obras maestras, de este período bajo comentario.





Jabbo Smith por ejemplo, no tenía el virtuoso fraseo trompetístico de Pops, ni mucho menos su talento innato para la creación de solos, simplemente Smith destacaba maravillosamente por su rapidez y pluralidad y abundancia de fraseos  al ejecutar el metal. En verdad de verdades, el estilo trompetístico de Jabbo con su característica energía e impetuosidad, abre las páginas del nuevo sonido de las trompetas que marcarían el después, del genial y gran Armstrong; en definitiva, quienes llevarán a otros planos la excelente ejecución y evolución de la trompeta jazzística post-Armstrong serán Roy David Eldridge (30/1/1911, Pittsburgh, Pensilvania – 26/2/1989, Valley Stream, Nueva York), y Dizzy Gillespie o John Birks Gillespie (Cheraw, Carolina del Sur, 21/10/1917 - Englewood, Nueva Jersey, 6/1/1993), este último se coronaría de gloria por ser junto al maravilloso y legendario saxofonista Charlie ‘Bird’ Parker padres del revolucionario Be-Bop que transformó radicalmente la forma de hacer Jazz en Estados Unidos y el mundo; además Dizzy Gillespie junto al compositor, rumbero, bailarín y conguero Chano Pozo de Cuba, le cupo la oportunidad de ser parte de los grandes creadores del nuevo género musical denominado: Latin Jazz.





Henry “Red” Allen aparece musicalmente para 1929, con sus destacables placas para el sello Victor, siendo la característica fundamental de ‘Red’ en su edad de piedra, mostrarse con un estilo parecido al de Armstrong, solamente en lo referente al sonido y también a la estructura, pero ese estilo primario o inicial del mencionado ‘Red’, cambiará entrando a los años 30’, deviniendo en un nuevo estilo, basándose en un compás más espontáneo y plástico, básicamente se revela como un solista sorprendente y original.




Esos trompetistas virtuosos, que siguieron las huellas de Armstrong y que luego le hicieron seria, elevada y calificada competencia, lo ayudaría a perfilarse y refinarse mucho más, al gran maestro de maestros Satchmo, tan es así que, corriendo los años 30’, decantó su brillante estilo y siempre muy a gusto del gran público, destacando diáfanamente en los bien construidos solos trompetísticos, los mismos que aumentaron su gran fama y pericia suprema en la ejecución de las notas altas.




No hay que perder de vista que, Armstrong fue muy inteligente y hábil para manejarse en los planos disqueros y comerciales, precisamente por ello, mantuvo por largo tiempo como su manager al reconocido Joe Glaser y desde 1935, obteniendo con ello: excelente publicidad comercial y artística, prosperidad discográfica y estabilidad económica y por cierto, dando el ejemplo y enseñando la guía, a toda la comunidad artística que poblaba la nación del Jazz.




Conocido es, que Satchmo repitió decenas de veces, sus mismos temas en diferentes grabaciones discográficas, pero era su fórmula secreta para mantenerse en el top comercial. Y en el plano de cantante,  pues, pese a que sus discípulos lo superaban como vocalista, Pops siempre se daba maña para sacar bajo la manga, una nueva versión muy original de conocidos temas.



Recordemos que para el año 1932, realizó su primera gira por Europa, dejando absortos, asombrados y estupefactos a los músicos europeos, tan disciplinados y tan rigurosos ellos, en su escuela y sus métodos musicales, por eso mismo, no perdieron el tiempo en abordar a Pops, una comitiva de músicos europeos mencionados, quienes le exigieron poder examinar su trompeta y además su boquilla, ya que creían que ambas, estarían manipuladas para poder engañarlos.




Al final de su carrera, Armstrong ya era tratado como una leyenda viva; era querido y apreciado como un mito viviente; era considerado una estrella brillante y fulgurante, en lo alto del cielo del jazz universal, siendo que Pops, por cierto, con su reconocido y singular carisma y su persuasiva conversación, ganaba más y más adeptos alrededor del mundo, sabido es, que era tratado como embajador extraoficial del jazz por todo el orbe planetario.




Armstrong era el engreído de todos, todos querían grabar con él y así fue que grandes estrellas plasmaron sendas placas discográficas, junto al gigante Pops, tales como Ella Fitzgerald, Oscar Peterson, Duke Ellington, Bing Crosby, Barbra Streisand, Leonard Bernstein y muchos otros más.




El gran Armstrong, también se convirtió en un luchador social por los derechos civiles, tal como otras grandes figuras y personajes de raza negra de los Estados Unidos; recordemos cuando en los duros años de la guerra fría en 1957, el universal Pops, súbitamente cancela programada gira oficial hacia la Unión Soviética, a manera de protesta por la insuficiente respuesta del presidente de la República Eisenhower con respecto a la exclusión y discriminación racial en contra de alumnos negros de un instituto de Little Rock (Arkansas).




Nunca lo olvidemos: Armstrong en sus últimos años, superó a los mismos The Beatles en los primeros lugares de las públicas listas de preferencias musicales, con su enorme éxito “Hello Dolly”. No solamente eso, después de su sensible fallecimiento en 1971, pasó a preferente lugar en la historia y sumó mayor gloria, con su oportuna grabación denominada “What a Wonderful World”, convirtiéndose automáticamente en un éxito musical y cinematográfico póstumo, debido a su breve aparición en senda película de Hollywood, donde ni siquiera se citaba su nombre, ni tampoco aparecía su imagen, pero el gran público lo reconoció ipso facto por su inimitable estilo que ya pasó al clasisismo jazzístico universal.

(Fin de la décimo-octava parte)


Lima,  04 de octubre del 2016

Jaime Del Castillo Jaramillo

Abogado egresado de la U.N.M.S.M. con más de 25 años de ejercicio profesional y cuenta con estudio jurídico abierto; politólogo con más de 20 años de ejercicio profesional; periodista, fundador y director del programa radial y televisivo ‘Yo, Sí Opino’ (censurado en TV y cerrado cinco veces en radio); Maestría en Ciencia Política con la tesis “Pensamiento Político peruano insuficiente y epidérmico causa de nuestro subdesarrollo político”; Post Grado internacional en Ciencia Política otorgado por la UCES – Universidad de Ciencias Empresariales y Sociales de Buenos Aires-Argentina graduado con la tesis: “Crisis terminal de los Partidos Políticos en el Perú”; catedrático universitario de ‘Historia del Pensamiento Político”, “Filosofía Política”, “Metodología de la investigación en Ciencia Política”, “Realidad Nacional”; “Análisis Político”, “Ciencia Política”, etc.; blogger, comunicador social, articulista y conferencista.
http://fororepublicanoperu.blogspot.com
@jaimedelcastill
yeagob2@gmail.com
https://www.facebook.com/jdelcastillojaramillo